Ud está aquí:
  1. Inicio
  2. 2018
  3. Abril
  4. Observatorio
  5. Informe libro infantil y juvenil

El Observatorio de la Lectura y el Libro publica la última actualización de su informe 'Los libros infantiles y juveniles en España'

02/04/2018

Observatorio de la Lectura y el Libro

  • Este estudio recoge los principales datos y las tendencias más interesantes de este subsector, uno de los más consolidados de nuestra industria editorial, además de una infografía con la información más destacada

cubierta informe LIJ 2018

El Observatorio de la Lectura y el Libro presenta la última actualización de su informe Los libros infantiles y juveniles en España PDF. La nueva edición del informe presenta ciertas diferencias con respecto a las anteriores, con las que se pretende centrar su contenido en mayor medida en lo acontecido en el último año y lo que llevamos de 2018, por lo que se ha reestructurado parte de la información y se ha prescindido de algunos apartados.

El estudio monográfico recoge un breve resumen de lo más significativo del año pasado y lo acontecido en lo que llevamos de 2018, así como los principales datos de producción y facturación correspondientes a 2016, tendencias y rasgos más significativos de este subsector, uno de los más consolidados de nuestra industria editorial, y un repaso de los hábitos de lectura y compra de libros de los menores y jóvenes españoles.

Algunos datos y rasgos del libro infantil y juvenil

Según los datos recogidos en el informe podemos hablar de cierto optimismo. En 2016 se publicaron 9.317 nuevos títulos infantiles y juveniles, un 17,7% más que en 2015, lo que representa casi el 11% del total del sector. Por su parte, el número de ejemplares editados experimentó una ligerísima subida del 0,4% respecto al año anterior, contabilizando una cifra total de casi 51,6 millones de ejemplares producidos de literatura infantil y juvenil.

Un total de 628 agentes editoriales editaron libros infantiles y juveniles, siendo Cataluña y Madrid las comunidades donde más se producen literatura infantil y juvenil, sumando entre ambas más del 73% de lo publicado.

En cuanto a la producción, también es interesante reseñar que respecto a la edición digital, el 10% de los libros de este subsector se editaron en formato electrónico, y que la edición electrónica experimentó una notable subida de casi el 27%. Es el subsector con mayor número de traducción (34,3%) con el inglés como principal lengua de traducción.

Respecto a las ventas, la facturación en el mercado interior alcanzó en 2016 los 277,2 millones de euros, un 7,1% más que en 2015, lo que representa el 12% de la facturación total del sector, siendo el tercer subsector en ventas, solo superado por Texto no universitario y Literatura. El número de ejemplares vendidos en España sumó 26,5 millones, lo que supuso una bajada del 0,3% respecto al año anterior representando el 16,8% del total del sector. En cuanto a la facturación en el mercado exterior, en 2016 alcanzó los 22,24 millones de euros, lo que representó una de bajada de casi 16%; mientras que la venta de ejemplares sumaron más de 6 millones, un 2,5% más que en 2015.

Junto a las cifras del libro infantil y juvenil, el informe también apunta algunas de las principales características de este subsector donde las editoriales están apostando por ampliar su oferta y atender a todo tipo de géneros, con propuestas cada vez más diversas y variadas. Aunque la narrativa sigue siendo el género más destacado con historias realistas que abordan cuestiones de actualidad como el acoso, la inmigración o la guerra, no hay una línea hegemónica y en muchas ocasiones los géneros se entremezclan. Otro rasgo característico es que el libro infantil y juvenil de no ficción va ganando terreno con obras de todo tipo de materias como arte, ciencias, medio ambiente, historia o el mundo de las emociones. Hay un especial interés por personajes femeninos que sirven de ejemplo para romper estereotipos de género. Por otro lado, el álbum ilustrado continúa viviendo una época dorada, como el cómic, logrando atraer al público adulto, que se acerca sin prejuicios a este tipo de publicaciones. El libro impreso mantiene su predominio, sin embargo la literatura infantil y juvenil es un espacio propicio para la experimentación en el terreno digital, con iniciativas sumamente innovadoras que utilizan la Realidad Aumentada y un fuerte desarrollo de las aplicaciones, que además del componente lúdico empiezan a percibirse como aliados más que como enemigos.

Hábitos de lectura

Respecto a la lectura, cabe señalar que los españoles más lectores son precisamente los niños y adolescentes. Según el informe Hábitos de lectura y compra de libros en España 2017, todos los menores de 10 a 14 años leen cualquier tipo de material, formato y soporte al menos una vez al trimestre. En cuanto a la lectura de libros en tiempo libre, también los menores de 10 a 14 años representan la franja de edad con mayor porcentaje de lectores frecuentes, 79,8%, bajando al 54,8% en los adolescentes de 15 a 18 años, pero también por encima del 47% de la población mayor de 18 años. En cuanto a la lectura digital, casi la totalidad de los adolescentes de 15 a 18 años lee algún tipo de contenido digital al menos trimestralmente (95,4%), muy por encima del 74,9% de los mayores de 18 años y del 58,5% de los menores de 10 a 14 años.

El informe también incluye una infografía PDF con los principales datos de producción y facturación, lectura infantil y juvenil, así como 10 claves para entender cómo es el libro infantil y juvenil español en la actualidad.

Subir