Columna derecha
Ud está aquí:
  1. Inicio
  2. Museo
  3. Historia
  4. 1933. Fecha decisiva

1933. Fecha decisiva

Desde comienzos del siglo XX, el Museo se convirtió en un foco de atracción para intelectuales, eruditos y amantes del arte, en un momento de indagación en las fuentes históricas, populares y literarias de "lo español". El grupo de estudiosos del Centro de Estudios Históricos, fundadores de una historia del arte crítica y científica, como Elías Tormo, Gómez Moreno, Sánchez Cantón y, sobre todo, Ricardo de Orueta, se interesaron por la colección del Museo, única en su género.

En 1933 la II República resolvió elevarlo a la categoría de Nacional, a instancias de Ricardo de Orueta, entonces Director General de Bellas Artes. Esa decisión se acompañó de un reforzamiento intencionado de su especialidad, que se hizo explícita en su nuevo nombre: Museo Nacional de Escultura. Con ello, se quería realzar la ambición territorial y representativa de la colección, dar al Museo una orientación científica y secular y enaltecer la riqueza del patrimonio español.

Como parte del mismo proyecto, el Museo fue trasladado al Colegio de San Gregorio. La colección se enriqueció con obras del Museo del Prado y se presentó en una instalación museográfica modélica, acorde con las tendencias internacionales más avanzadas, diseñada por los arquitectos Emilio Moya y Constantino Candeira, contando asimismo con la intervención de Sánchez Cantón.

Cerrar
Inauguración del Museo Nacional de Escultura por el Director General de BBAA y principal impulsor: Ricardo de Orueta
Vista del montaje del Museo Nacional de Escultura en los años 30
Subir