Ministerio de Educación, Cultura y Deporte - Gobierno de España

Museo Casa de Cervantes

Mccv

Agenda

Encuentro entre José Manuel Navia y Gustavo Martín Garzo

En torno a la exposición y el libro "Miguel de Cervantes o el deseo de vivir"

9 de junio, 20h

Fotógrafo y escritor, que han colaborado en distintas ocasiones, charlarán sobre una vida, la de Miguel de Cervantes, que, como todas, puede ser analizada como si de un viaje se tratara, y del rastro que ese viaje vital ha dejado en el Quijote y en el resto de su obra. Y también del sentido que puede tener hoy acercarse con imágenes y palabras a lo que aconteció hace cuatro siglos.

José Manuel Navia

Madrid, 1957. Fotógrafo. Licenciado en Filosofía en 1980. Mi trabajo como reportero va dando lugar a una fotografía más personal y demorada, siempre en color y en el ámbito de lo documental. Mis imágenes se nutren de una raíz profundamente ibérica y exploran territorios y gentes ligados de uno u otro modo a mis orígenes y a mi cultura.

Me obsesiona el poder de significación de la fotografía y su relación con la literatura, con la palabra. Durante 2014 y 2015 he estado trabajando de lleno en el libro y exposición Miguel de Cervantes o el deseo de vivir. El libro Nóstos (2013, exposición en 2014) es continuación de mi línea de trabajo más personal, que se inició con Pisadas sonámbulas: lusofonías (2001, segunda edición 2008).

Gustavo Martín Garzo

Nacido en Valladolid en 1948. Licenciado en Filosofía y Letras en la especialidad de Psicología.

Es fundador de las revistas literarias Un ángel más y El signo del gorrión. Ha colaborado con sus artículos en los medios más importantes del país y ha participado en múltiples congresos de literatura.

Se confiesa hombre metódico y sin prisas. Nunca ha abandonado su ciudad. "Cualquier lugar contiene el mundo entero, los mismos conflictos, los mismos anhelos. Basta con saber mirarlos", ha escrito.

Fuente: www.cervantes.es

Biblioteca del Museo.Entrada con invitación.

Recoger en la taquilla del museo a partir de 30 de mayo. Máximo dos por persona.

Conferencia

Ana Martínez Rus

«De la lectura popular a la lectura pública, 1869-1936»

Jueves 15, 20h

Las bibliotecas populares fueron una de las iniciativas más interesantes del siglo XIX. Su promotor fue Felipe Picatoste, que era jefe del Negociado Primero de la Dirección General de Instrucción Pública durante el sexenio democrático.

El fenómeno bibliotecario popular continuó en las primeras décadas del siglo XX. Surgió un movimiento a favor de la creación de nuevas bibliotecas de carácter popular que favoreciese la lectura entre los colectivos sociales, tradicionalmente alejados del mundo de la cultura. Estaban destinadas al pueblo, a las capas populares compuestas por artesanos, tenderos y trabajadores asalariados, así como a escolares y estudiantes que debían consultar numerosos libros que sus familias no podían adquirir. Estos centros pretendían convertirse en una alternativa sólida a la calle y a la taberna ya que facilitaban cultura y distracción a mayores y pequeños, aparte de capacitar mejor profesionalmente a los adultos y de formar a los estudiantes. Asimismo, la biblioteca como agente de socialización trataba de incorporar a los campesinos y a los obreros al programa modernizador y reformista de liberalismo burgués, alejándolos de la subversión. De hecho, el Ministerio de Instrucción envió a estas bibliotecas muchas obras de carácter moralizante. Las corrientes regeneracionistas insistían en la necesidad de instruir a la población para lograr el progreso y la modernización del país. De este modo el R. D. de 22 de noviembre de 1912 dispuso la creación de secciones populares en las bibliotecas dependientes del Ministerio de Instrucción y bibliotecas populares en Madrid.

En 1916 también se establecieron bibliotecas populares en cabezas de distrito universitario como Granada, Zaragoza, Salamanca, Murcia y Sevilla, ya que se habían quedado sin biblioteca provincial pública porque éstas se habían fusionado con las universitarias, y su servicio había quedado reservado al ámbito académico. En ese mismo año en Valladolid se abrió la Biblioteca Cervantina Popular, instalada en la llamada Casa Cervantes, con dos secciones, una cervantina formada con los duplicados de la Biblioteca Nacional, y otra de carácter popular con obras diversas.

En 1931 España carecía de una red de bibliotecas públicas y de una política bibliotecaria oficial considerada globalmente y con objetivos claros. Sólo se habían realizado acciones episódicas sin continuidad en el tiempo. Con el régimen republicano se superó el concepto restringido de biblioteca popular por el de biblioteca pública abierta a todos los ciudadanos. Las bibliotecas destinadas a las clases populares, que carecían de medios económicos para acceder al libro, fueron sustituidas por bibliotecas públicas al servicio de toda la sociedad y propias de un sistema democrático. El libro se socializó gracias a la extensión de las bibliotecas públicas, sobre todo en las zonas agrarias. El nuevo Estado con la generalización de la lectura pública "republicana" pretendía asociar las bibliotecas con la democracia

Ana Martínez Ruses Profesora Titular de Historia Contemporánea en la Universidad Complutense de Madrid. Ha sido investigadora posdoctoral en la École des Hautes Études en Sciences Sociales de París invitada por Roger Chartier.

Se ha especializado en historia de la edición y de la lectura en la España del siglo XX. Ha participado en diferentes proyectos de investigación y en numerosos congresos y seminarios nacionales e internacionales. Además ha escrito en distintas revistas especializadas como Hispania, Ayer, Le Mouvement Social, Cultura Escrita & Sociedad, Cuadernos de Historia Contemporánea, Historia del Presente, Litterae. Cuadernos de Cultura Escrita, o Anales del Instituto de Estudios Madrileños.

Entre sus trabajos destacan La política del libro durante la Segunda República: socialización de la lectura (Gijón, Trea, 2003), "San León Librero”: las empresas culturales de Sánchez Cuesta (Gijón, Trea, 2007), La persecución del libro. Hogueras, infiernos y buenas lecturas (1936-1951) (Gijón, Trea, 2014), y es coautora del libro colectivo, La Segunda República (Barcelona, Pasado & Presente, 2015).

Es investigadora del “Seminario Interdisciplinar de Estudios sobre Cultura Escrita” (SIECE) de la Universidad de Alcalá de Henares. También ha sido miembro de la Cátedra Extraordinaria de la Universidad Complutense: “Memoria Histórica del siglo XX”, dirigida por Julio Aróstegui Sánchez desde su fundación en 2005 hasta 2013.

Biblioteca del Museo. Entrada libre hasta completar aforo.

Exposición temporal

Miguel de Cervantes o el deseo de vivir

Hasta el 2 de julio

La exposición presenta el trabajo fotográfico de José Manuel Navia realizado en el marco de la celebración del 400 aniversario del fallecimiento de Miguel de Cervantes.

Navia sigue las huellas de Cervantes plasmando visualmente los lugares y caminos que el gran autor transitó a lo largo de su vida, una vida atribulada e incierta que también se nos revela veladamente en sus obras.

Las fotografías son en su mayor parte de nueva producción y presentan de modo subjetivo y evocador, los principales lugares ligados al itinerario vital de Miguel Cervantes, conformando una serie fotográfica que hace suyo el territorio cervantino, tanto literario como real, a través de la imagen.

Las fotografías van acompañadas de textos detallados y citas literarias que hacen referencia tanto a la vida del autor como a sus obras. Miguel de Cervantes, el personaje real, ha quedado con frecuencia ocultado por la proyección de la figura quijotesca protagonista de su gran creación literaria.

Tuvo sin embargo una extraordinaria trayectoria vital que AC/E y el Instituto Cervantes han querido revisitar y destacar de la mano y visión del fotógrafo José Manuel Navia, que en una no menos extraordinaria singladura ha ido rastreando sus huellas. Un homenaje al hombre y su devenir detrás de la obra.

En este trabajo Navia se enfrenta sin reservas a la difícil y apasionante relación que se establece entre imagen y palabra, entre fotografía y literatura, siempre sobre la base de la importancia que, como fotógrafo, concede a la idea de huella (frente a la de aura).

Organizada por: Acción Cultural Española e Instituto Cervantes

Más información

Museo Casa Cervantes
Dirección: C/Rastro s/n , 47001 - Valladolid
Teléfono: 00 34 983 30 88 10

  • centenario muerte cervantes
  • Logotipo portal de transparencia

© Ministerio de Educación, Cultura y Deporte - Gobierno de España