Columna derecha
Ud está aquí:
  1. Qué es Lectureando
  2. Lectureando con...
  3. Libros que Importan... y mucho

Lectureando con...

Enero 2018

Libros que Importan... y mucho

  • Desde hace dos años la Plaza del Pilar de Zaragoza se convierte en la última semana de diciembre en el epicentro de este proyecto impulsado por Atrapavientos con la colaboración del Ayuntamiento de Zaragoza. Sus organizadores lo definen como un multitudinario amigo invisible literario donde miles de personas intercambian libros que han sido importantes en sus vidas
Logo Libros que Importan

“Me lo leía mi madre por la noche y era nuestro momento especial”. “Fue un regalo de una persona muy importante en mi vida y nunca lo olvidaré”. “Durante un mes me acompañó todas las mañanas en el trayecto en transporte público a mi primer trabajo”. “Me lo recomendó un buen amigo y siempre le estaré agradecido porque me enganché a la lectura”… Piénsalo, seguro que si tiras de memoria lectora aparece un libro especial, un título que por algún motivo, el que sea, se ha quedado anclado en tu recuerdo y es muy, muy importante para ti ¿No sería maravilloso regalar ese libro y todo lo que significó a otra persona?

Durante años esta idea de contagiar la pasión lectora a través de una experiencia personal con un libro concreto estuvo rondando en Atrapavientos, una asociación zaragozana dedicada al fomento de la lectura que ha puesto en marcha un montón de acciones novedosas y atractivas. Afortunadamente, su “penúltima” locura se convirtió, allá por noviembre de 2016, en una acertada realidad, gracias a la buena acogida de su propuesta por parte del Ayuntamiento de Zaragoza. Y a finales de diciembre de ese año nacía ‘Libros que importan’, una especie de amigo invisible literario en un espacio público de la ciudad, la Plaza del Pilar de la capital maña, que celebró su segunda edición el año pasado del 26 al 30 de diciembre.

Para participar solo hay que elegir un libro que haya sido fundamental en nuestra vida. Luego viene lo más importante: escribir una dedicatoria, pero no una cualquiera, sino una que salga del corazón, en la que expliquemos por qué esa obra ha sido tan crucial para nosotros. Y por último, envolverlo bien bonito, como se merece un libro “que importa” y también, cómo no, esa persona a quien no conocemos pero que se va a llevar un pedacito de nosotros. Después, hay que pasarse por la caseta de ‘Libros que importan’ para entregarlo, rellenar un pequeño formulario y llevarte otro libro importante de otra persona.

Así hicieron las miles de personas que pasaron por la Plaza del Pilar hace pocas semanas. Familias enteras, pequeños lectores, jubilados, personas venidas de otras ciudades, jóvenes e incluso algunas personalidades relevantes. En total se intercambiaron 2.000 libros que importan en lo que ya va camino de ser un auténtico clásico navideño en Zaragoza que empieza a replicarse en otras ciudades o entornos y que (¡ojalá!) tiene visos de acabar siendo una campaña en toda España.

Conectar a las personas a través de la lectura, ser testigos de lo que un libro puede provocar en la vida de alguien, acercarnos a una nueva lectura a partir de la experiencia de otro o tal vez releer un libro con otros ojos, los de otro lector para quien transitar por esas páginas significó tanto en su vida es, en definitiva, la intención de ‘Libros que importan’.

Lectureando con... Jorge Gonzalvo, coordinador de Atrapavientos

1. ¿Cómo, cuándo y por qué surgió la iniciativa?

La iniciativa tal y como la conocemos nació en noviembre de 2016 cuando le proponemos al ayuntamiento de Zaragoza realizar un gran intercambio de libros en el corazón de la ciudad. Pero ‘Libros que Importan’, en su formato original, es un proyecto de animación a la lectura que guardábamos en el fondo de un cajón desde hace varios años porque tiene un alma ambiciosa con pretensiones de ser un proyecto nacional. En esa idea original, que queremos llevar a cabo en cuanto sea posible, creábamos una exposición itinerante e inspiradora de 100 libros aportados por 100 personajes también inspiradores. Ese sería el siguiente paso de ‘Libros que Importan’. Crecer y convertirnos en una campaña nacional dirigida a todos los lectores hispanoamericanos.

Foto casetas Libros que Importan

2. ¿Con qué expectativas? ¿qué objetivos persigue?

Las expectativas de ‘Libros que Importan’ son muy sencillas: reunir a personas enamoradas de la lectura y de los libros, y que cada una de esas personas aporte un libro importante en sus vidas. Cuando alguien vive muy pegado a la cultura, a la literatura, contagia esa pasión lectora a quien tiene cerca. No es leer por leer, sino leer los libros que nos han marcado en la vida, por muchos motivos, y precisamente la iniciativa no tiene sentido si después no sabemos qué libros se han compartido o los motivos por los cuales esos libros son determinantes en la vida de alguien. Buscamos conectar a las personas a través de sus libros importantes, leer el libro que le cambió la vida a otra persona visto desde sus ojos, quizás un libro que nosotros ya hemos leído pero que podemos abordar de nuevo desde la mirada de alguien que no conocemos y que tiene otros motivos para esa lectura.

Foto participantes Libros que Importan

3. ¿A qué público está destinada?

Definitivamente a todos los públicos. En ‘Libros que Importan’ han participado primeros lectores de 4 años, por ejemplo, hasta gente que nos contaba que estaba ya en el final de su vida. Eso es lo más emocionante y eso lo hemos aprendido gracias a la participación de todas y cada una de las personas que han acudido a nuestra caseta en estos dos primeros años y nos han ayudado a entender que ‘Libros que Importan’ es algo más grande de lo que habíamos imaginado. Han venido desde familias enteras (padres, madres, hijos, hijas, nietos, nietas) que compartían sus libros, un montón de gente joven, niñas y niños de todas las edades que traían sus ejemplares envueltos en papel de regalo y dedicados.

4. Coméntanos brevemente cuál es la mecánica del proyecto, en qué consiste

La mecánica es muy sencilla. Primero pedimos que la gente que quiera participar piense en un libro importante, un libro que les haya marcado en la vida, o que haya significado algo que no ha significado otro libro. Ese libro puede ser el que tenemos en casa desde hace años con nosotros, el que tenemos manoseado y con manchas de café, o si nos da pena desprendernos de él, invitamos a la gente a que compre otro ejemplar, nuevo, de segunda mano, lo que sea; pero que no se quede nadie sin participar por ningún motivo. Después llega la parte más importante: dedicar el libro. En esto es en lo que más insistimos. Un libro sin dedicar no tiene el mismo valor que uno dedicado. Y con dedicatoria no nos referimos a un “espero que te guste” sino a que la gente se siente a reflexionar sobre los motivos de por qué ese libro y no otro, que escriban las razones por las que ese libro es tan especial y que en esa dedicatoria se explique la magia de ese texto. La gente agradece y espera ese tipo de dedicatorias. Y lo cierto es que hay quien se enfada si se encuentran con un libro con una dedicatoria plana o con algún ejemplar que no está dedicado. Esas personas nos devuelven los libros y nosotros defendemos esa devolución porque eso significa que han entendido la filosofía de ‘Libros que Importan’. Por eso, nunca nos cansamos de insistir en que lo más importante es la dedicatoria del libro. Después, pedimos que lo envuelvan bonito, como si fuera un regalo muy valioso (que lo es), algo que aportamos con todo el cariño del mundo durante todo el proceso de participación: la selección del libro, la dedicatoria, envolverlo bonito. Y después de todo ese proceso de preparación, la gente acude a la caseta de la Plaza del Pilar durante la última semana del año y nos entregan el libro, rellenan un pequeño formulario con los datos básicos como son el nombre del libro, el autor y los motivos; y automáticamente les entregamos otro libro, al azar, que ha llevado otra persona y que ha sido importante para alguien.

Participantes Libros que Importan

5. ¿Cómo ha evolucionado desde su lanzamiento? ¿Habéis introducido algún cambio importante?

En realidad acaba de terminar la segunda edición y la evolución creo que ha sido sobre todo emocional y de implicación. Durante la primera edición atendimos a los medios de comunicación todos los días de la semana. En esta segunda convocatoria hemos dado el salto a los medios de comunicación nacional, hemos llamado la atención en otras ciudades que quieren replicar la iniciativa pero, sobre todo, hemos consolidado en un par de años una iniciativa que pensamos que se va a quedar para siempre en la ciudad y eso, eso es tan hermoso que es el mayor regalo y la mejor de las evoluciones. Es verdad que en Atrapavientos tenemos un espíritu permanente de mejora y de reflexión, siempre estamos pensando en cómo mejorar cada proyecto, y este año hemos apuntalado algunos aspectos que se improvisaron en la primera edición: hemos señalizado la caseta, por ejemplo, porque la gente en el 2016 preguntaba en qué zona de la Plaza del Pilar nos encontrábamos, hemos incorporado de manera permanente al equipo un gestor de redes sociales para contar bien el proyecto durante todos esos días; y una fotógrafa que pudiera captar en imágenes la magia de ‘Libros que Importan’; todos esos rostros que podemos ver en las fotografía con libros en la mano y una sonrisa gigante en la cara. Esa magia había que capturarla. Y por último, la evolución en próximas ediciones tendrá que ver con la mejora en la captación de datos y la elaboración de las estadísticas finales, incorporar alguna figura de colaboración nueva como los “padrinos y madrinas” de ‘Libros que Importan’ y crear un paquete multimedia y un manual de estilo para llevar la iniciativa a otras ciudades.

Participantes Libros que Importan

6. ¿Qué es lo que más te ha llamado la atención respecto a la respuesta del público desde que comenzasteis?

La generosidad de la gente y su entusiasmo. Desde el primer año se acercaban a la caseta y nos daban las gracias por crear algo así, nos felicitaban, nos pedían que repitiésemos el año próximo y hubo quien auguró que habíamos creado un clásico navideño en tan sólo un año. Eso y el hecho de que vinieran familias enteras, mucha gente joven, niños y niñas; o también gente que acudía de propio (como decimos en Zaragoza) de otras ciudades para participar en ‘Libros que Importan’. Este año, Nuria, una chica de Barcelona, seleccionó un libro importante para ella, compró un billete de AVE con destino a Zaragoza, vino a la plaza, entregó su libro y luego pasó el resto del día disfrutando de la ciudad. Esas historias nos emocionan mucho y superan cualquier expectativa que pudiésemos haber imaginado en el equipo de Atrapavientos.

7. ¿Con qué dificultades os habéis ido encontrando?

Dificultades pocas, la verdad, pero quizás la principal dificultad ha sido encontrarnos con gente que participaba sin entender la verdadera filosofía del proyecto. Nos referimos a gente que llevaba libros que no eran importantes para ellos, por ejemplo, o que no estaban dedicados, o que la dedicatoria era poco emotiva. Gente que pensaba que ‘Libros que Importan’ (y mira que el concepto queda bien claro desde el principio) puede ser una manera de deshacerse de libros que molestan en casa o que no nos gustan o que no hemos podido terminar de leer. Es cierto que estos casos son apenas residuales pero, para nosotros, cada uno de esos libros que no importan para alguien, y que después pueden entregarse al azar (nosotros nunca sabemos qué libro entregamos) a otra persona que sí ha llevado un libro importante, pueden ser motivo de desilusión. El hecho de que sea un intercambio de libros “a ciegas” permite que se cuelen algunos ejemplares “clandestinos” y poco (o nada) importantes que no podemos detectar siempre. Y eso que lo intentamos.

Otra de las dificultades iniciales de esta iniciativa era contar con un número de libros de partida (antes de arrancar la semana) para que las primeras personas que acudieran a la caseta pudiesen tener libros para intercambiar desde el principio. Ese fue el motivo por el que invitamos a 100 personajes que aportan sus libros antes del arranque. Del mismo modo, como hemos establecido tres categorías de libros: infantil, juvenil y adulto, a veces tienes problemas de stock con alguna de ellas, de modo que hay momentos en la caseta en los que tenemos que esperar a que nos entre un libro de juvenil, por ejemplo, porque se han agotado.

Voluntaria Libros que Importan

8. Cuéntanos brevemente qué recursos fueron necesarios para poner en marcha la iniciativa

Desde que el Ayuntamiento de Zaragoza acogió la idea como propia, como iniciativa de ciudad, nos facilitaron el espacio en el corazón de la ciudad, la colaboración del servicio de voluntariado, los permisos… Y ese quizás es el aspecto más importante para que ‘Libros que Importan’ haya sido un éxito: el apoyo del ayuntamiento, la implicación en todos los aspectos y que la actividad se haya desarrollado en el centro de la ciudad. A partir de ahí, recursos humanos: el equipo de Atrapavientos al completo, los voluntarios de la ciudad de Zaragoza, nuestro especialista en redes sociales, Rafa Artal, nuestra fotógrafa oficial, Sonia Guillera, o Samuel Biel, que desde Tigersuite Estudio desarrolló la página web y todo el diseño gráfico, el estupendo logo; gente implicada y enamorada de la idea que han conseguido que todo sea fácil pero también con un resultado muy profesional. Lo demás son pequeños detalles que suman al proyecto, el famoso photocall que circulaba de mano en mano en la Plaza del Pilar y que sirvió para recoger esos testimonios gráficos tan chulos, o material de papelería para empaquetar libros que venían sin envolver o que la gente abría para poder dedicar.

Participantes Libros que Importan

9. ¿Cuál es tu balance personal del proyecto?

Estamos muy implicados en cualquier proyecto de Atrapavientos, pensamos que tenemos una suerte enorme de poder hacer lo que hacemos, al margen de nuestros trabajos y nuestra vida personal, todos los miembros del equipo estamos en Atrapavientos porque amamos los libros y la literatura. Creemos que todos los proyectos que desarrollamos son muy chulos: ‘Cuentos al Viento’, ‘Plantadores de Historias’, ‘Magia en los Libros’, ‘Laboratorio de Jóvenes Novelistas’, ‘Leer es un vicio’… Pero, sin duda, creo que ‘Libros que Importan’ es el proyecto más hermoso y el más participativo, el que todo el mundo recordará, el que trascenderá de alguna forma, el que volará lejos y nos situará en el mapa del fomento a la lectura. Y en realidad no es eso tampoco lo que pretendíamos, pero pensamos que va a ser así porque ya es un proyecto de ciudad, que pertenece a los zaragozanos y zaragozanas y que ha calado muy hondo.

10. ¿Qué consejos darías a otras personas que se estén planteando poner en marcha una iniciativa similar a la vuestra?

En primer lugar les invitaríamos a que se pongan en contacto con nosotros porque podemos ayudarles a hacerlo. En esta segunda edición ya ha sucedido que en alguna biblioteca local o en algún club de lectura se ha desarrollado la actividad. En todos esos casos, contactaron con nosotros primero y firmaron un acuerdo de autorización. De ese modo, han pasado a formar parte de la iniciativa oficial, les hemos dado cobertura en redes sociales, en nuestra página web, y les hemos facilitado el material necesario para pasar a formar parte de la familia. Nosotros estamos encantados con la idea de llevar ‘Libros que Importan’ a otros espacios, que sea un proyecto global, pero es importante (eso lo defendemos siempre) que las ideas se respeten y se establezcan los criterios de colaboración. A veces, desafortunadamente, en el mundo de las ideas no se respeta en absoluto la autoría, y quienes trabajamos en la cultura estamos obligados a educar y practicar la pedagogía en ese aspecto. Buenas ideas llaman a otras ideas, y seguramente ‘Libros que Importan’ inspirará otras magníficas iniciativas y eso es estupendo, pero seamos respetuosos siempre con los creadores.

Participantes Libros que importan Pulse para ampliar
Participantes Libros que Importan Pulse para ampliar
Participantes Libros que Importan Pulse para ampliar
Participantes Libros que Importan Pulse para ampliar
Participantes Libros que Importan Pulse para ampliar
Participantes Libros que Importan Pulse para ampliar
Cerrar

Datos de contacto

Libros que Importan

Atrapavientos con la colaboración del Ayuntamiento de Zaragoza

Apartado Correos 17

50080 Zaragoza

Teléfono: 876 114 936Salto de línea hola@atrapavientos.org e-mailSalto de línea www.librosqueimportan.org Nueva ventana

www.atrapavientos.org Nueva ventana

Libros que Importan Facebook

@librosimportan Twitter

@librosqueimportan Instagram

Subir